Un cura y un taxista se mueren y van juntos al cielo

Esta es la historia de dos almas difuntas de diferentes profesiones que seguramente te dibujará una sonrisa a todos.

Si bien la relación entre el trabajo de un pastor y el de un taxista puede ser algo inimaginable, esta historia muestra algo interesante.

Una vez, un pastor y un taxista fallecieron y fueron directamente al cielo. Sin embargo, antes de llegar a las puertas del cielo, encontraron a San Pedro esperándolos.

Fuente: Pixabay

Fuente: Pixabay

Era hora de decidir su destino en el cielo y lo que cada uno de ellos obtendría en la casa de Dios. Tanto el pastor como el taxista estaban muy emocionados de resolver esto ellos mismos.

Para finalmente poner fin a su curiosidad, San Pedro dijo: "Ven conmigo". Los dos lo siguieron y pronto fueron llevados a una gran mansión. Esta historia fue publicada en Uplifting Today.

Fuente: Freepik

Fuente: Freepik

El inmenso edificio tenía todas las comodidades que uno necesitaría, incluso una piscina olímpica.

San Pedro se volvió hacia el taxista y le dijo que la mansión era suya. El conductor estaba absolutamente eufórico al escuchar esto. "¡Woao, muchas gracias!", exclamó.

Fuente: Pixabay

Fuente: Pixabay

Luego, San Pedro se volvió hacia el pastor y le pidió que también lo siguiera. Lo llevó a una casucha vieja y resistente con una litera. Solo tenía un televisor pequeño y antiguo.

Fuente: Freepik

Fuente: Freepik

Muy comprensiblemente, el pastor quedó estupefacto. Nunca pensó que le darían menos lujos que al taxista.

Decepcionado, le dijo a San Pedro: "¡Espera! Creo que podrías haber mezclado las cosas un poco. ¿No crees que debería ser yo quien obtenga la mansión?”.

Y explicó: "Yo era un pastor. Fui yo quien iba a la iglesia todos los días y predicaba la palabra de Dios a todos".

"Bueno, sí", respondió tranquilamente San Pedro. "Pero durante tus sermones, la gente dormía. ¡Pero cuando el taxista conducía, todos rezaban!”.

Fuente: Pixabay

Fuente: Pixabay

Un poco de humor puede verdaderamente cambiarnos el día. La risa es la mejor medicina, es una forma natural de mantener nuestro sistema relajada y libre de tensiones, cargado de endorfinas que alejan a la depresión. Pero con el ajetreado ritmo de la vida moderna, solemos olvidar reír.

Artículos relacionados
Feb 07, 2019
Un pastor y un taxista mueren y van al cielo
Anécdotas Mar 20, 2019
Tres mujeres fallecen y van al Cielo
Dec 14, 2018
Las 3 preguntas que le hicieron a Forrest Gump antes de entrar al cielo
Dec 20, 2018
"¿Se arrepintió para ir al Cielo?": Duras palabras de cura arruinan funeral de niño que se suicidó