Adolescente atraviesa cirugía cerebral despierta y cantando para salvar su talento musical

El médico encontró una hermosa y eficiente manera no solo de salvar su vida sino su carrera músical. Ella puso todas las ganas y el talento para que todo saliera bien.

Kira Laconetti, de 19 años, es una talentosa artista autodidacta de Lynden, Washington que canta desde que tienen 6 años hasta que un día empezó a notar cambios cuando cantaba o escuchaba música.

"Fue como un interruptor de luz apagado en mi cerebro", dijo Iaconetti.  Ella explicó que de pronto estaba sorda y no podía procesar las palabras al ritmo de la música  y no podía cantar.

Entonces decidió visitar al Dr. Jason Hauptman, neurocirujano del Seattle Children's Hospital quien le detectó un raro tipo de epilepsia llamado epilepsia musicogénica.

ATAQUES POR ESCUCHAR MÚSICA 

"Estos ataques se desencadenan al escuchar música o cantar, lo cual es un problema desafortunado para Kira, ya que ella es una artista que le gusta cantar", explicó Hauptman.

El tumor estaba presionando la corteza auditiva de Laconetti y ella necesitaba una cirugía para extirpar la masa en su cerebro.

Hauptman reunió varios especialistas y programó una cirugía conocida como una craneotomía despierta.

"Fue como un interruptor de luz apagado en mi cerebro", dijo Iaconetti

En este tipo de cirugía los anestesiólogos despiertan al paciente poco después de que los cirujanos abren una ventana en el cráneo del paciente para acceder al cerebro.

CANTANDO MIENTRAS LA OPERABAN

En este caso, Laconetti debía cantar durante este tiempo de vigilia para que el médico al extirpar el tumor no tocara aquellas partes utilizadas para la música en la artista.

“Nuestro objetivo no era solo cuidar el tumor, sino mejorar su vida. "Queríamos preservar las cosas que le importan, como su pasión por seguir una carrera en el teatro musical", dijo Hauptman".

Entre la lista de canciones que Laconetti escogió para cantar durante la cirugía estuvo "Island in the Sun" de Weezer en 2001. Esta pieza le recordaba a su familia y su lugar de nacimiento en Hawai.

La operación fue todo un éxito. Más rápido de lo que uno podría esperar, ella estaba consciente y receptiva.

Las cirugías no son siempre un hecho traumático para todos los pacientes, hay un pequeño número de personas que lo asumen como algo más tranquilo y hasta ameno.

Así fue la historia de la Dra. Deborah Cohan, una obstetra y ginecóloga, madre de dos niños, quien fue sometida a una cirugía para que le extrajeran los senos.

Pero antes del procedimiento, ella y su equipo médico organizaron una fiesta de baile preoperatoria en la sala de operaciones del Centro Médico de la Universidad de California-San Francisco en Mount Zion. ¿Qué te parece?

Artículos relacionados
Personas Mar 29, 2019
Padres piden ayuda para salvar a su hijo de 10 años con cáncer que ya ha tenido 11 cirugías
Dec 16, 2018
A los 5 años vuelve a aprender a hablar y caminar tras sacarle tumor cerebral "tamaño limón"
Jan 15, 2019
Llevaban años divorciados, pero ella igual halló una razón para donarle un riñón y salvar su vida
Historias Feb 21, 2019
Modelo con síndrome de Down que perdió 25 kilos desafía las probabilidades tras cirugía cardíaca