Pasar más tiempo con tu mamá la hará vivir más y mejor

La soledad, es el desagradable sentimiento de vacío o desolación que puede arrastrarse y causar sufrimiento a las personas a cualquier edad. 

Sentirse solo o estarlo, puede ser especialmente debilitante para los adultos mayores y puede predecir problemas graves de salud e incluso la muerte, según un reporte de UCFS.

El equipo de UCFS analizó los datos en el estudio de salud y jubilación. Se trata de  un estudio representativo a nivel nacional del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento realizado en 1.604 adultos mayores entre 2002 y 2008.

La investigación, publicada en Archives of Internal Medicine, se centró específicamente en la cuestión de la soledad y su impacto.

Imagen tomada de Pixabay

Imagen tomada de Pixabay

"En nuestro modelo médico típico, no creemos que los sentimientos subjetivos afecten la salud", dijo la primera autora, Carla Perissinotto, MD, MHS, profesora asistente en la División de Geriatría de la UCSF. "Es intrigante descubrir que la soledad se asocia de manera independiente con una mayor tasa de muerte y deterioro funcional".

Uno de los principales programas de este tipo en la nación, la División de Geriatría de la UCSF busca mejorar el cuidado de las personas mayores a través de la enseñanza, el descubrimiento y el cuidado de los pacientes. 

Los médicos atienden a pacientes en sus hogares y en hospitales, clínicas y centros de atención a largo plazo, enseñan a estudiantes de medicina, médicos residentes, médicos en la práctica y capacitan a la próxima generación de líderes de medicina geriátrica. 

Como científicos, buscan comprender las causas y los resultados de la enfermedad en las personas mayores y mejorar su salud y bienestar.

Los investigadores de la UCSF se centraron en la muerte y en la disminución de la capacidad para realizar actividades diarias como las tareas de las extremidades superiores, subir escaleras y caminar.

Imagen tomada de Static Flickr

Imagen tomada de Static Flickr

SENTIRSE SOLO SIN ESTARLO

Uno de los hallazgos más sorprendentes del análisis del equipo es que la soledad no necesariamente se correlaciona con vivir solo. El estudio encontró que el 43 por ciento de los adultos mayores encuestados se sentía solo, pero solo el 18 por ciento vivía solo.

"Estamos interesados ​​en identificar los diferentes factores que causan que los adultos sufran una discapacidad funcional y, en última instancia, corran el riesgo de ser admitidos en un hogar de ancianos", dijo Perissinotto. "El envejecimiento de nuestra población y las mayores probabilidades de institucionalización hacen que sea importante para nosotros pensar en todos los factores que ponen a los ancianos en peligro, incluidos los riesgos sociales y ambientales".

Los investigadores de la UCSF se centraron en la muerte y en la disminución de la capacidad para realizar actividades diarias como las tareas de las extremidades superiores, subir escaleras y caminar.

Las personas que se identificaron a sí mismas como solitarias tenían un índice de riesgo ajustado de 1.59 o un riesgo de declive 59 por ciento estadísticamente significativo. Para la muerte, el índice de riesgo fue de 1.45 o 45 por ciento más riesgo de muerte.

"Este es uno de esos resultados que no quieres ver porque fue terrible descubrir que en realidad fue cierto", dijo Perissinotto.

"Comenzamos el análisis pensando que había un riesgo de que no pudiéramos encontrar nada, pero en realidad había una fuerte correlación".

Perissinotto y sus colegas creen que el impacto de la soledad en un paciente anciano es diferente de los efectos de la depresión. Si bien la depresión está relacionada con la falta de disfrute, energía y motivación, la soledad se puede sentir en personas que son completamente funcionales pero que se sienten vacías o desoladas.

Imagen tomada de Static Flickr

Imagen tomada de Static Flickr

La generación del "baby boom" (nacidos entre 1946 y 1964) representa el mayor crecimiento de la población en la historia de los Estados Unidos. Algunos de ellos ahora forman parte de la población de 39,6 millones de personas mayores de 65 años. Se espera que ese número aumente en más del doble a 88,5 millones para 2050.

A medida que la población continúa expandiéndose, Perissinotto dijo que espera poder comenzar a integrar los servicios sociales y médicos para pacientes ancianos de manera más integral, y tener más en cuenta los tipos de intervenciones sociales que requieren.

"Preguntar sobre las enfermedades crónicas no es suficiente", dijo. “Hay mucho más en los hogares de las personas y sus comunidades que está afectando su salud. Si no lo preguntamos, nos falta un factor de riesgo muy importante e independiente.

"No creemos que podamos cambiar la genética, pero podemos intervenir cuando alguien está solo y ayudar a prevenir un deterioro funcional", dijo.

Eso es lo que Barbara Dane, una cantante de jazz de 85 años, está tratando de evitar mientras continúa entreteniéndose hasta los 80. El esposo de Dane falleció en septiembre de 2010. Ella se mantiene activa al continuar actuando en East Bay.

"Cuando su cónyuge muere, falta un espacio en su corazón", dijo. "Todavía quieres saber que alguien se preocupa por ti. La conexión con otras personas se vuelve aún más importante en este momento de tu vida".

Imagen tomada de PIxabay

Imagen tomada de PIxabay

Dane ha sido un cantante de jazz consumado durante más de siete décadas. Ella atribuye su vida social activa a su perspectiva positiva de la vida.

"Muchas personas a mi alrededor están envejeciendo, y algunas no lo están haciendo tan bien", dijo. "Algunos de los que nunca desarrollaron habilidades sociales están pasando por un momento difícil y esos son los que debemos tener en cuenta".

"La gente de mi edad necesita apreciar quiénes son", dijo. "Todos tienen algo de habilidad y si quieren expandir sus horizontes, necesitan descubrir qué pueden usar para volver a la corriente de la vida".

EN MAYORES DE 60 AÑOS

La edad media de los 1.604 participantes en el estudio fue de 71 años. Los investigadores limitaron su análisis a los participantes mayores de 60 años. Ochenta y uno por ciento eran caucásicos, 11 por ciento afroamericanos, seis por ciento hispanos y dos por ciento de etnia desconocida.

Los coautores son Kenneth Covinsky , MD, MPH, de la División de Geriatría de la UCSF y del Centro Médico de Asuntos de Veteranos de San Francisco; e Irena Stijacic Cenzer, MA, de la División de Geriatría de la UCSF.

Este estudio fue apoyado por el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento (subvención # 5R01AG028481-03). El Dr. Perissinotto también cuenta con el apoyo en parte del Geriatric Academic Career Award, la Administración de Recursos y Servicios de Salud..

Los autores han informado que no tienen relaciones relevantes con el contenido de este documento para divulgar.UCSF es una universidad líder dedicada a promover la salud en todo el mundo a través de la investigación biomédica avanzada, la educación de posgrado en ciencias de la vida y las profesiones de la salud, y la excelencia en la atención al paciente.

INVESTIGACIONES ANTERIORES

Investigaciones anteriores de este grupo habían identificado un vínculo entre la soledad y un fenómeno que denominaron "respuesta transcripcional conservada a la adversidad" o CTRA. 

Esta respuesta se caracteriza por un aumento en la expresión de genes involucrados en la inflamación y una disminución en la expresión de genes involucrados en respuestas antivirales. Esencialmente, las personas solitarias tenían una respuesta inmune menos efectiva y más inflamación que las personas no solitarias.

Para el estudio actual, el equipo examinó la expresión de genes en leucocitos, células del sistema inmunológico que están involucradas en la protección del cuerpo contra bacterias y virus.

Como se esperaba, los leucocitos de seres humanos solitarios y macacos mostraron los efectos de la CTRA, un aumento de la expresión de los genes implicados en la inflamación y una disminución de la expresión de los genes implicados en las respuestas antivirales. Pero el estudio también reveló varios datos nuevos e importantes sobre el efecto de la soledad en el cuerpo.

Primero, los investigadores encontraron que la soledad predecía la expresión futura del gen CTRA medido un año o más después. Curiosamente, la expresión del gen CTRA también predijo la soledad medida un año o más después.

La expresión del gen de los leucocitos y la soledad parecen tener una relación recíproca, lo que sugiere que cada uno puede ayudar a propagar el otro con el tiempo. Estos resultados eran específicos de la soledad y no podían explicarse por la depresión, el estrés o el apoyo social.

PASAR TIEMPO CON TU MADRE

Pasar tiempo con tu madre, aunque se crea algo absurdo, puedo influir en su salud mental y física. Un estudio realizado por la Universidad de San Francisco, en una cifra de 1600 personas mayores de 60 años, que llevaban una vida alejada de sus hijos se determinó que la probabilidad de mortalidad aumentaba.

Esto después de observar que hasta un 23% de los pacientes en soledad, fallecieron en los primeros 6 años del estudio. Contrario a un 14 % que eran frecuentados por sus familias y por lo tanto vivieron mucho más tiempo.

Da igual si tu madre es joven y aún no pasa de los 40 años, también necesita que estés pendiente de ella y le preguntes cosas cotidianas para que se sienta atendida.

Imagen tomada de Shutterstock

Imagen tomada de Shutterstock

SOLEDAD DESTRUCTIVA

En video quedó plasmada la soledad destructiva a la que se enfrentan muchos adultos mayores. Esta abuela de 98 años podría aguar los ojos.

El cortometraje, Junk Mail, es una mirada a lo que se enfrenta un anciano en la soledad y lo que significa una visita para ellos.

La película documental tiene como protagonista a Mary, una abuelita de 98 años, quien aparece en la primera escena sentada en el sillón de su sala rasgando papel de manera cuidadosa y concentrada.

UN CAFÉ PARA EL ALMA

La cafeína es la droga psicoactiva más utilizada en el mundo, y por una buena razón. Nos despierta, nos ayuda a hacer las tareas y proporciona un aumento de energía necesario. Para la mayoría de las personas en América y Europa, es costumbre obtener una dosis de cafeína por medio del café.

La mayoría de las investigaciones sobre el consumo de café indican que la deliciosa bebida realmente no es tan mala para el organismo, y, de hecho, está asociada con algunos beneficios para la salud, que podrían resultar bastante impresionantes, para lo que se ha dicho la mayoría de las veces.

Incluso, el café suele ser un buen compañero que ayuda en conflictos del alma, ya que al consumirlo, la persona que lo bebé experimenta una sensación de bienestar, paz y tranquilidad. 

Artículos relacionados
Salud Apr 04, 2019
Dos raciones de champiñones por semana podrían reducir el riesgo de deterioro cerebral y demencia
Jan 22, 2019
¿Qué es el "efecto abuela"? La explicación de por qué las abuelas son lo mejor para los niños
Jan 18, 2019
Aquí hay 8 señales de tu cuerpo diciéndote que necesita más magnesio
Dec 20, 2018
La diabetes podría ser responsable de encoger el cerebro en la mediana edad, según científicos