49 sencillas formas de evitar engordar y activar tu metabolismo

Los consejos de la Dra. Amil López Viéitez nos permiten mejorar la forma en la que nos alimentamos a partir de los 40 años. Algunos sencillos hábitos pueden hacer una gran diferencia en cómo te ves, y en cómo te sientes.

A medida que vamos avanzando en la vida, nuestro cuerpo cambia, y casi nunca de la forma en que deseamos. Después de la adolescencia, prácticamente todo cambio es un "achaque" con el cual la vejez nos ataca y recuerda la propia mortalidad. Cada año tras cumplir 40, perdemos 1% de nuestra masa corporal.

Y el metabolismo de la mujer es ya de por sí más lento que el del hombre, así que la pérdida de masa muscular las afecta de manera desproporcionada. Por eso, a través del blog Dieta Coherente, te tenemos 49 consejos de la experta en nutrición y farmacéutica, Amil López Viéitez, que permite a personas de cualquier edad reactivar su metabolismo.

1. Haz 5 comidas al día para regular tus niveles de insulina.

2. Apégate a una rutina. Tu metabolismo necesita saber cuándo va a recibir alimentos.

3. Asegúrate de comer fuerte antes de las 3 de la tarde. Comer después de las 3 (o, peor aún, después de las 9 de la noche) promueve la obesidad, debido al efecto cronobiológico.

4. Evita dietas demasiado bajas en calorías. Al consumir menos de 1200 calorías diarias, el metabolismo se enlentece.

5. Jamás dejes de desayunar.

6. Si debes tomar antibióticos, asegúrate de tomar probióticos después.

7. Cuando piques entre comidas, incluye proteínas.

8. Que todas las comidas tengan siempre vegetales y hortalizas.

9. Consume mucha fibra soluble en agua para activar tu microbiota.

10. Consume más grasas insaturadas, como aceite de oliva, frutos secos, semillas, aguacate y omega 3.

11. Cuando consumas grasas insaturadas, combínalas con fibra para aumentar la sensación de saciedad.

12. Evita endulzar la comida para recuperar tu sensibilidad a la insulina.

13. Evita los zumos.

14. Aumenta el consumo de omega 3 y regula tu velocidad metabólica, fortalece tu sistema inmune y combate la inflamación.

15. Aumenta el consumo de yodo y protege la función de tu tiroides.

16. Mantén el refrigerador repleto de productos frescos.

17. Mantén el congelador repleto de opciones saludables, como cortes de carne magros.

18. Asegúrate de que tu despensa incluya legumbres secas, pasta y arroz integral, frutos secos y semillas.

19. Cocina con mayor frecuencia, no comas tanto en la calle.

20. Usa la olla exprés. Permite cocinar en tiempo record y conservando los nutrientes.

21. Planta un semillero. Activan la salivación y mejoran la calidad de la digestión.

22. Usa especias para activar tu metabolismo.

23. Sirve tus platos calientes. Elevan la temperatura corporal, lo cual favorece la quema de calorías y grasas.

24. El color de los platos condiciona la ingesta. Según varias investigaciones si comes en platos de color diferente a la comida que contienen, el contraste hará que se coma menos. Es decir si sirves la pizza en un plato marrón es probable que comas más.

25. Evita las tentaciones.

26. Guarda las sobras en el refrigerador.

27. Cocina en grandes cantidades y congela para otro día.

28. Come despacio para activar las "hormonas cortahambre".

29.  Mastica, mastica y mastica. Este gesto ayudará a activar el metabolismo y la saciedad.

30. Té verde y café. Ayudan a tonificar el metabolismo, siempre que no excedamos las 2-3 tazas diarias.

31. Incorpora canela a infusiones y postres. Regula el metabolismo de la glucosa y la sensibilidad a la insulina.

32. Mindfulness.

33. Aumentar tu masa muscular activa el metabolismo.

34. Vida activa. El ejercicio hace que se multiplique por tres la actividad metabólica.

35. Tonificación muscular.

36. Masaje deportivo.

37. Sauna. Elevar la temperatura corporal, activa el metabolismo.

38. Duerme 7 horas. Dormir poco favorece un metabolismo más lento y un mayor peso corporal.

39. Practica el 'relaxing'.

40. Compra en el perímetro del supermercado.

41. Lleva la lista de la compra hecha. 

42. No vayas a comprar con hambre.

43. Utiliza platos pequeños.

44. Usa vasos estrechos y altos si consumes bebidas engordantes, pues bebes más despacio. Aplica lo mismo al comer: usa un plato de postre y engaña al cerebro, que se sentirá saciado con menos.

45. Sirve los diferentes platos de uno en uno.

46. Nunca comas viendo la tele.

47. Evita los anuncios de comida.

48. Date un 'gusto' los fines de semana.

49. Si vas a salir a cenar, come un bocadillo saludable en casa primero.

Muchas mujeres, con el ajetreo de la maternidad y los quehaceres de la vida, no tienen el tiempo ni la energía para dedicarse a perder ese peso extra. Algunas jamás vuelven a recuperar su figura de antes del embarazo. Pero Ana Maria Klizs, de Toronto, Canadá, decidió que ella no sería una de esas mujeres.

La mujer se hizo noticia luego de perder más de 15 kilos de peso en menos de 4 meses, y todo al simplemente añadir una sola comida a su dieta diaria, por increíble que pueda sonar.

Artículos relacionados
Dec 19, 2018
Si siempre tienes frío, esta podría ser la razón
Tips Mar 15, 2019
10 cosas que debes evitar para mantener tus riñones saludables
Jan 18, 2019
Madre de 41 años comparte su secreto para mantenerse joven y en forma
Dec 13, 2018
Experta en belleza de 53 años revela secretos de su apariencia juvenil tras perder 30 kilos