Niño de 2 años heredó deuda de 30.000 euros tras la muerte de su padre, ahora ya debe 60.000

El infierno de un niño andaluz: Se quedó sin padre a los 2 años y su deuda por la herencia de 60.000 euros va creciendo a medida que pasa el tiempo. 

Antonio, un niño de 10 años, es el último afectada por el impuesto de sucesiones de la Junta de Andalucía. Su padre le dejó en herencia 30.000 euros. Por todo ello, la junta de Andalucía le reclama casi 60.000 euros.

El diario EL ESPAÑOL acudió al hogar de una familia sevillana para conocer cómo le ha afectado el impuesto de sucesiones andaluz a una mujer de 38 años y a su hijo.

Pluma del notario y testamento. Fuente: Shutterstock

Pluma del notario y testamento. Fuente: Shutterstock

El niño tan solo tenía dos años cuando murió su padre en abril de 2010. Tras el duro fallecimiento del querido padre y esposo, la familia ha tenido que soportar que Hacienda le reclamara 31.000 euros por el impuesto de la herencia, y a Mar otros tantos mil euros.

Esta situación no fue nada fácil para Mar, quien tuvo que lidiar con un doloroso duelo mientras ella y su hijo se quedaban sin nada. 

Mujer sacando cuentas y calculando gastos en la oficina. Fuente: Shutterstock

Mujer sacando cuentas y calculando gastos en la oficina. Fuente: Shutterstock

Han pasado ocho años y la familia todavía no ha podido pagar la elevada cifra. Lo peor de todo es que la cantidad ha ido en aumento debido a las multas e intereses. 

Ahora, la familia debe pagar casi 60.000 euros. Esta deuda tiene embargado el pasado, el presente y el futuro del joven heredero. Estará endeudado de por vida, 

La Junta de Andalucía sigue muy de cerca los gastos que tiene el niño desde principios de esta década. A pesar de no ser consciente de todo lo que ocurre, sabe que "pasa algo". 

Niño de 10 años. Fuente: Shutterstock

Niño de 10 años. Fuente: Shutterstock

"En casa es normal que surjan conversaciones acerca de este tema. Él ya va teniendo un poco de edad, a veces escucha y pregunta de qué hablamos", cuenta su tío.

Antes de la muerte del padre de Antonio, la familia vivía en un campo a 8 kilómetros de Lebrija. La vivienda estaba al nombre del fallecido y de su anterior mujer. 

El hombre se divorció de la mujer, más no hubo resolución de bienes. La vivienda estaba dentro del marco hereditario, pero a Antonio le correspondía el 50% de esa casa. Aún no llegan a ningún acuerdo con la otra familia, después de 10 años de la muerte del padre.

Vista panorámica de los tejados de la ciudad vieja y la Catedral de Santa Cruz, Andalucía, España. Fuente: Shutterstock

Vista panorámica de los tejados de la ciudad vieja y la Catedral de Santa Cruz, Andalucía, España. Fuente: Shutterstock

La familia se vio obligada a dejar la vivienda y mudarse con los abuelos a su casa, también en Lebrija, donde siguen residiendo hoy en día. A pesar de la preocupante deuda, tratan de llevar una vida "normal".

El pequeño Antonio es un niño feliz y risueño, como cualquier otro. Es alegre y está lleno de energía. Al mismo tiempo, es algo reservado, tímido y bastate maduro para la edad que tiene.

Calculadora, estetoscopio y medicinas. Fuente: Freepik

Calculadora, estetoscopio y medicinas. Fuente: Freepik

Pero no todas las personas plagadas de deuda tienen el mismo destino. En Estados Unidos, dos ancianas eliminaron 1.5 millones de dólares de deudas médicas de desconocidos.

Artículos relacionados
Dec 13, 2018
Chica embarazada de 16 años fue rescatada tras padres venderla por 8.000 euros
Feb 12, 2019
Dos jubilados en Galicia podrían perder su casa por una deuda telefónica de 23 euros
Feb 07, 2019
Las deudas y la falta de dinero hicieron que una mujer saltara de un puente con un niño de 10 años
Jan 21, 2019
Madre de Julen, el niño atrapado en un pozo, todavía habla con su hijo muerto todos los días