Amenazas de muerte e intento de envenenamiento: la dura vida de la estrella de "La Usurpadora"

La vida de la actriz venezolana ha estado marcada por un sinfín de polémicas y escándalos. Desde un envenenamiento hasta las constantes peleas con su hermana gemela.

Gabriela Spanic estuvo involucrada en un lío legal en 2010 cuando acusó a su asistente, María Celeste Fernández, de estar envenenándola a ella, a su madre y a su pequeño hijo Gabriel de Jesús.

Finalmente, Fernández salió en libertad dos años más tarde por falta de pruebas. Sin embargo, Spanic no se retractó. De hecho,  la también actriz Carmen Salinas habría tildado a la venezolana de mentirosa y contratado un abogado para ayudar a la ex asistente.

RUMOR DE HOMOSEXUALIDAD

El tema de la supuesta homosexualidad de Gaby apareció con está historia, pues Fernández indicó que las acusaciones que hizo la actriz acerca del veneno fueron por rechazar sentimentalmente a la venezolana.

El tema no quedó ahí. Las especulaciones sobre la sexualidad de Gaby resurgieron cuando una publicación aseguró que ella vivía en su casa con una fan brasileña que conoció por internet.

MALA RELACIÓN CON SU GEMELA

Y si parece poco, basta con echar una mirada a la relación con su hermana gemela. Ellas se distanciaron después de que Daniela despertó del coma tras sufrir un derrame cerebral.

Gaby argumentó que su cuñado Ademar Nahum intentó desconectar a su hermana de la asistencia artificial. Además llegó a insinuar que su hermana había quedado en coma tras una golpiza de su esposo.

DE PELEA CON LUCERITO

La actriz también ha tenido roces en el mundo del espectáculo. Por ejemplo, el momento en que llamó "envidiosa" a Lucero y su posterior justificación.

Fernández indicó que las acusaciones que hizo la actriz acerca del veneno fueron por rechazar sentimentalmente a la venezolana.

La actriz le dijo a la prensa que su relación con la artista azteca no fue tan buena como la pintaron desde el primer momento.

Lo que ella dijo de Lucero quedó grabado en un audio que después fue revelado. Entonces, Spanic mostró sus razones para decir algo así de su compañera en “Soy tu dueña”.