Hija de Bertin Osborne comparte el duro momento que vivió después de la muerte de su madre

Alejandra, la hija de Bertín Osborne se declara una mujer plena a sus 41 años de edad. Actualmente, está muy ilusionada por la nueva etapa laboral.

A pesar de no tener pareja, dijo estar llena de amor por sus tres hijos, fruto del matrimonio que tuvo con Kino Buendía, reseñó Diez Minutos.

Su felicidad no puede disimularla, sus ojos lo dicen todo. Y ella lo confirmó durante la presentación de la nueva línea de cosméticos naturales de Lycolé, donde estuvo como madrina de la marca. Alejandra conversó de su nueva faceta profesional, motivo por el que dejó de trabajar junto a su padre.

Alejandra habló de su carrera profesional confesó sus secretos para mantenerse bella, aunado a una genética envidiable y el por qué no está trabajando con su padre, Bertín Osborne, quien a principios de año denunció que varios medios de comunicación estaban difundiendo falsas noticias sobre él. 

SIN CIRUGÍAS

“Me encanta cuidarme como a todo el mundo. Aunque pienso que hay que ser natural”, dijo Alejandra. Al mismo tiempo descartó hacerse cirugías. Reiteró que prefiere verse natural y no parecer una mujer plástica.

“Cuando tú te ves guapa, gustas a los demás. Yo ahora estoy en modo positivismo porque me he dado cuenta cómo es la vida de verdad”, dijo.

Y continuó: “No sé cómo he llegado a esta conclusión, pero ha sido con el paso del tiempo y de las experiencias vividas. Mi madre siempre me decía cuando me enfadaba que debía mandar el amor. Ahora lo he entendido”, expresó.

Por otra parte, habló sobre los momentos más difíciles de su vida, como la pérdida física de su madre y el fin de su matrimonio.

“Cuando te quedas sola y empiezas a replantearte tu vida y cómo vas a seguir para adelante es muy complicado. En ese momento es cuando te das cuenta de la realidad de la vida y quiénes son las personas con las que de verdad puedes contar. Ahora lo entiendo lo que me decía mi madre, porque cuando das amor, recibes amor. Ahora puedo decir que soy feliz y me sale por los poros de la piel”, resaltó Alejandra.

Para ella la separación no la hizo sentir fracasada, porque siempre pensó en sus hijos. Aunque no es amiga de su ex, ambos comparten el amor por sus hijos. “Kino puede contar conmigo para lo que quiera y yo con él porque es el padre de mis niños y nadie va a ser como él”, dijo.

SUS HIJOS SON SU PRIORIDAD

“Yo nunca he estado mal acompañada. Siempre he tenido la suerte de estar con personas maravillosas. Otra cosa es que luego la relación no funcione. He tenido mucha suerte”, reconoció.

Por ahora, no es prioridad, ni piensa en volver a casarse, pese a que ya lleva dos años separada. Con sus hijos se lleva fenomenal, destacó.

Asimismo habló sobre su trabajo actual. Contó que la fichó una empresa de Bali que está invirtiendo en Jerez y van abrir varios restaurantes y negocios de decoración. “Es un proyecto que me ha apasionado. Es lo que siempre he querido hacer en mi vida. Yo empecé a estudiar arquitectura de interiores y lo dejé por tonta, expresó.