Mujer despertó con el cuello rígido, horas después estaba paralizada: mielitis transversa

Con un tratamiento intensivo que la joven ha cumplido desde el 2016, en el Hospital Rookwood en Cardiff, Gales, hoy en día puede cepillarse, alimentarse e incluso andar con un poco de ayuda.

Hay historias que nos comprueban que no existe nada imposible en este mundo si estás dispuesto a dar todo de ti para conseguirlo, y una de esas sorprendentes anécdotas la tenemos de Helen Fincham, una chica que a los 21 años quedó totalmente paralizada.

Lo que la joven pensó que era un simple dolor de cuello por haber pasado la noche en mala posición, hoy en día, a sus 23 años, explica que se trata de mielitis transversa.

Esta condición es un raro trastorno neurológico que causa inflamación en ambos lados de una sección de la médula espinal. Se desconoce la causa exacta, aunque puede estar relacionada con infecciones virales o bacterianas, según explican los médicos.

Lo más desconcertante fue que antes de las dos horas de percatarse del dolor, Helen, de Pencoed, en Gales, quedó completamente paralizada, y su impotencia era tan grande porque en las noches no podía ni siquiera secarse las lágrimas. Esto ocurrió en agosto de 2016.

No obstante, con un tratamiento intensivo que la joven ha cumplido desde entonces en el Hospital Rookwood en Cardiff, hoy en día puede cepillarse, alimentarse e incluso andar con un poco de ayuda.

“Me quitaron todo a las 21, pero mírame ahora. Puedo mover mis brazos y manos y tener un poco de independencia, pero ha sido más de lo que podría haber pedido y estoy muy agradecida”, manifestó Fincham.

La chica recuerda que los días posteriores a su parálisis fueron muy confusos y aterradores, pues los médicos no tenían idea de cómo surgió la condición y menos que haya sido tan repentina y total.

“Tuve numerosas pruebas durante dos meses para descubrir la parálisis. Pero nada podría decir por qué. Así que no tuve nada que usar para la aceptación, sino vivir con eso, vivir con la alimentación con cuchara y todo".

Tras meses de rehabilitación, Helen pudo recuperar el movimiento en sus manos y brazos y ahora asiste a un tratamiento privado para avanzar aún más en su recuperación.

Y aunque el precio es excesivo para ella, dos personas la ayudan con una campaña de recaudación de fondos, con el objetivo de reunir 700 libras (850 dólares) para pagar un tratamiento de cinco semanas.

Una vez a la semana, viaja a Neurokinex en Bristol, para sesiones de fisioterapia, donde usa equipos de ejercicio y hace flexiones asistidas, y Neuro Physio Wales en Bridgend, que proporciona estimulación electrónica funcional MOTOmed.

Jim Stamp en terapia física. | Foto: Facebook/ABCFOXMONTANA

Jim Stamp en terapia física. | Foto: Facebook/ABCFOXMONTANA

Y así como Helen, un padre paralizado enfrentó su condición y aprendió a caminar nuevamente para darle una sorpresa a su hija en el día de su boda. El hombre, de 70 años, ya había dejado atónitos a todos cuando pudo acompañar a la novia hasta el altar, con la ayuda de un bastón.

Lo que nadie se esperaba era que el septuagenario pudiera bailar con su hija después de la ceremonia eclesiástica, por lo que todos los presentes no pudieron evitar el llanto. Conoce aquí todos los detalles de esta hermosa historia. 

Artículos relacionados
facebook.com/Christi Fowler
Salud Jun 22, 2019
Rara infección en la médula espinal deja paralizada a una atleta de 14 años en pocas horas
Shutterstock.com
Historias virales Jul 14, 2019
Mujer sufre parálisis tras desarrollar trastorno autoinmune por una gripe
facebook.com/Ruth Haslam
Salud Jun 11, 2019
Mujer de 23 años sufrió un derrame cerebral que la dejó prisionera de su propio cuerpo
instagram.com/myblindlifeasimcingit
Noticias Jun 25, 2019
Mujer de 46 años quedó ciega y paralizada tras enfermarse durante sus vacaciones en México