Renée Zellweger y la depresión que la alejó 6 años: 'Fui lo último en mi lista de prioridades'

La actriz se convirtió en estrella desde que participó en Jerry Maguire, pero la fama la llevó lejos de ser quien era y después de un tiempo, la vida de Hollywood le trajo consecuencias.

Seis años lejos de la gran pantalla estuvo Renée Zellweger, y aunque muchos seguramente extrañaron a la talentosa artista, ella tuvo razones de peso para alejarse de la vida pública.

La protagonista de Bridget Jones confesó que durante un tiempo padeció depresión y eso la llevó poner distancia con las cámaras y los flashes.

Zellweger pasó de ser una ingenua estrella a convertirse en una mujer identificable en cualquier lugar y eso atrajo a la prensa sensacionalista que no dejó de usarla como imagen de sus portadas. Todos los kioskos estaban llenos de revistas con su rostro y eso la desgastó.

Renée Zellweger en un banquete de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood el 31 de julio de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en un banquete de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood el 31 de julio de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

LOS ALTOS Y BAJOS

Siendo una estrella de Hollywood, la actriz con tres nominaciones al Oscar conoció la peor parte se ser una persona famosa.

Zellweger experimentó los altibajos de la fama, y debido a la depresión en la que cayó, decidió dejar de hacer películas en 2010.

Aunque salió brevemente de su escondite en 2014 para asistir a los Premios Elle Women en Hollywood, decidió esconderse de nuevo tras haber sido blanco de la prensa que se centró casi por completo en lo que Internet presumía era la cirugía plástica que la había hecho parecer poco familiar.

Renée Zellweger en la Vanity Fair Oscar Party 2019 el 24 de febrero de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en la Vanity Fair Oscar Party 2019 el 24 de febrero de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

En aquel entonces, con mucha clase, la actriz envió un ensayo a HuffPost criticando el escrutinio de los medios, llamado "Podemos mejorar".

En 2016, volvió a las películas, para hacer el bebé de Bridget Jones, y desde entonces se ha visto en algunas producciones, pues parece que toda aquella etapa turbia de su vida quedó superada.

Su más reciente trabajo se llama Judy y es una película biográfica sobre Garland que se estrena este mes.

Renée Zellweger en un banquete de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood el 31 de julio de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en un banquete de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood el 31 de julio de 2019 en Beverly Hills, California. | Imagen: Getty Images

NADA ESTABA BIEN

Acerca de la etapa en la que Renée tuvo que hacerle frente a su depresión, la actriz reveló que fue muy duro reconocer que nada estaba bien en su vida. "No estaba sana. No me estaba cuidando a mí misma. Fui lo último en mi lista de prioridades.”

Para poder superar el problema de salud mental, tuvo que visitar durante un tiempo a un terapeuta, época en la que se retiró del mundo de la actuación.

“Reconocí que pasé el 99 por ciento de mi vida como persona pública y solo una migaja microscópica de una fracción en mi vida real. Necesitaba no tener algo que hacer todo el tiempo, no saber qué voy a hacer durante los próximos dos años por adelantado. Quería permitir algunos accidentes. Tenía que haber algo de silencio para que las ideas se deslizaran.”

Renée Zellweger en la 15ª Caminata Anual del Condado de Los Ángeles para derrotar a ALS en Exposition Park el 15 de octubre de 2017. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en la 15ª Caminata Anual del Condado de Los Ángeles para derrotar a ALS en Exposition Park el 15 de octubre de 2017. | Imagen: Getty Images

Gracias al psiquiatra, se dio cuenta de que estaba deprimida. "Aclaré lo que es importante para mí. Sacudí cualquier tipo de superficialidad pegajosa... para la que ya no tengo tiempo”.

“Uno de los temores que tal vez, como artistas, todos compartimos, porque tenemos esta experiencia pública de ser criticados no solo por nuestro trabajo sino también como seres humanos, es cuando llega a ser demasiado, cuando aprendes que tu piel no es tan gruesa como necesitas que sea.”

Zellweger manifestó que: "Tuve un buen período de cinco años cuando estaba alegre y en un nuevo capítulo del que nadie estaba al tanto".

Renée Zellweger en el Fairmont Miramar Hotel & Bungalows el 2 de diciembre de 2017 en Santa Mónica, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en el Fairmont Miramar Hotel & Bungalows el 2 de diciembre de 2017 en Santa Mónica, California. | Imagen: Getty Images

EL EFECTO NOCIVO

La estrella británica que aspiraba ser escritora o periodista, dice que descubrió que la actuación era lo que quería hacer para toda su vida, cuando tuvo un papel en una película de tesis de un estudiante en su clase de actuación en su tercer año en la Universidad de Texas en Austin, donde estudiaba inglés a principios de los años 90.

Sin embargo, cuando tuvo su deseo galopante de ser una estrella del cine, nunca pensó en el efecto nocivo que este tipo de cosas puede tener en un actor, como, por ejemplo, que invadan tu vida privada en todas partes, te griten en aeropuertos y vestíbulos de hoteles.

Pese a todo lo malo vivido por la fama, aseguró: "No me arrepiento de nada”.

Aunque explicó que haberse convertido en una actriz de fama mundial la llevó a no tener un lugar al que anclar su vida por largos años.

Renée Zellweger en el estreno de "What/If" de Netflix en The London el 16 de mayo de 2019 en West Hollywood, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en el estreno de "What/If" de Netflix en The London el 16 de mayo de 2019 en West Hollywood, California. | Imagen: Getty Images

“Tenía muchos lugares diferentes para vivir, pero no hogar. No hay hogar donde realmente desempacar fotos y ponerlas en un estante. Tenía dos maletas. Sabía dónde estaba mi pasaporte, sabía dónde estaban mis documentos importantes: las vacunas, todas esas cosas, estaban en mi equipaje de mano, todo el tiempo.”

Hoy, Zellweger parece tener el control total. Acaba de firmar un contrato de dos años con Stacey Levin, vicepresidenta senior de desarrollo de MGM Television para emprender nuevos proyectos.

En su amplia entrevista con la revista New York Magazine, la ganadora del Oscar de 50 años explicó lo que había detrás de su decisión de dejar de actuar en 2010: Necesitaba un descanso para reordenarse.

Renée Zellweger en el estreno de "Same Kind Of Different As Me" el 12 de octubre de 2017 en Westwood, California. | Imagen: Getty Images

Renée Zellweger en el estreno de "Same Kind Of Different As Me" el 12 de octubre de 2017 en Westwood, California. | Imagen: Getty Images

ACERCA DE JUDY

Judy es una adaptación del drama musical nominado a Tony End of the Rainbow que se desarrolla en 1968.

Es una narrativa de la vida de Garland cuando llega a Londres. La película, que se estrena en el Festival de Cine de Telluride y llega a la pantalla grande el 27 de septiembre, está dirigida por Rupert Goold, mejor conocido por representar a Shakespeare como director artístico del Teatro Almeida en Londres.

La actuación de Renee Zellweger como Judy Garland es considerada como una de sus mejores interpretaciones.

Otra actriz que ha enfrentado duros momentos que la han llevado a la depresión es Verónica Forqué, y puedes conocer su historia aquí.

Artículos relacionados
twitter.com/Univ_espect
Celebridades Jul 19, 2019
Pina Pellicer: la fuerte depresión que la llevó a acabar con su vida
wikipedia.com
Entretenimiento May 27, 2019
Cómo un romance con su hijastro de 13 años arruinó la carrera de una actriz ganadora del Oscar
Getty Images
Relaciones Jun 22, 2019
Verónica Forqué: dolorosas pérdidas y fuerte depresión que enfrentó en los últimos años
instagram.com/salmahayek
TV Jul 27, 2019
Salma Hayek a los 20 años: sobrepeso, depresión y acné