Angelica Vale muestra su impresionante figura después de perder más de 14 kilos

El sobrepeso es un problema estético y de salud que aqueja a muchas mujeres. Angélica Vale confesó cómo logró ganarle la pelea a esos kilitos de más.

La actriz méxicana, de 40 años, sufrió graves problemas hormonales después de sus dos embarazos. Eso contribuyó a su problema de sobrepeso, informó Quien.com.

La actriz se armó de valor para enfrentar su problema. Con ejercicio y buena alimentación ha logrado bajar 14 kilos. Además, dice que se siente mucho más activa.

Angélica indicó que se ejercita durante dos horas diarias. Una hora con su entrenador personal y una hora de cardio. 

"La rutina de ejercicios no es nada de pesas, a veces para los brazos, pero tres libras, no pasas de ahí. Es más bien como resistencia con tu mismo cuerpo. Es muy divertido porque siempre te cambian la rutina; entonces, nunca sé qué voy a ir a hacer (...) Normalmente camino, porque la corredera tampoco es buena. Hay que caminar rápido y hacer intervalos de caminar rápido y luego le bajas y le subes".

Respecto a su dieta fue muy sincera y aclaró que desayuna huevos a la mexicana, y chilito. Esto le sabe tan rico que incluso olvida que está a dieta.

"Luego como al mediodía, un little snack que le dicen y pueden ser unas almendras, una barra de proteínas también. Cuando me malpaso por trabajo, la barra de proteínas me salva muchas veces."

"En la tarde como ensaladita. Hago un picadillo en mi casa que me queda maravilloso con muchísimas verduras y lo hago de pavo o de pollo para que no sea tan fuerte el asunto. Me queda delicioso, súper natural, sin grasa y, la verdad, eso es a lo que más le llego. Eso, sus verduritas, su ensaladita y todo cool", explicó sobre su dieta.

Ella no está sola en este camino. Angélica comparte su rutina con Heidi Balvanera, la esposa de Jaime Candamil. En medio del chisme hacen ejercicio y lo sienten menos.

La mexicana aclara que este proceso no ha sido tan difícil, pues finalmente su aumento de peso se debió a un descontrol hormonal. Pero su dedicación y buena alimentación la hacen sentir muy feliz y de vuelta a su verdadero yo.