La carta que la asesina de Gabriel Cruz escribió desde la prisión al padre del niño

“No me importa si tengo que pasar el resto de mi vida aquí”, escribió Ana Julia Quezada en su misiva, aunque insistió que lo ocurrido fue “un accidente”.

Una carta de su puño y letra escribió desde la cárcel Ana Julia Quezada, autora confesa del asesinato del niño Gabriel Cruz en Rodalquilar (Níjar, Almería), al padre del menor y su novio en el momento del crimen, Ángel Cruz, en un caso que tiene conmocionada a la opinión pública española.

El Español obtuvo en exclusiva el texto completo de la misiva, en la que la inculpada admite el homicidio y pide perdón “de todo corazón” por haberle quitado a su pareja “lo más grande que uno puede tener”.

Gabriel Cruz fue asesinado el pasado 27 de febrero y luego del crimen, su cuerpo permaneció enterrado en una finca perteneciente a su padre, en una fosa cavada por su asesina, quien 13 días fue arrestada cuando trasladaba el cadáver a otro sector y la policía lo halló en el maletero del vehículo.

De acuerdo con experticias forenses citadas por El País, el niño murió por "asfixia mecánica por sofocación manual", en concreto una "oclusión extrínseca de los orificios respiratorios, fosas nasales y boca.

El informe de medicina legal también descarta que el niño haya sido drogado antes de morir, por lo que se desecha este tipo de causa de muerte.    

Los forenses indican que la oclusión extrínseca de los orificios respiratorios se produce de forma accidental con mayor frecuencia y mucho menos en casos "de etiología homicida", añadiendo que en estos últimos existe por lo general una "gran desproporción de fuerzas".

También destacan que en el cadáver del niño eran "muy llamativos los signos generales de asfixia".   

La mujer permanece en el centro penitenciario de El Acebuche desde que se decretara su ingreso en prisión el pasado 15 de marzo, tras su segunda citación ante el juez. Se enfrenta a 25 años de prisión. 

A continuación reproducimos íntegramente el texto de la carta publicada por El Español, que la homicida le envió a su entonces pareja y padre del niño asesinado.

“Ángel: no tengo palabras para decirte esto, pero aún así lo voy a contar. Quiero que sepas que, ante todo, que no tengo excusas por lo que hice. Sé que se dicen muchas cosas que no son ciertas”.

“Solo sé seguro que el miedo te bloquea porque eso me pasa a mí. Entiendo que no me creas porque es lo más normal, no tuve el valor suficiente para decirte que por un lamentable accidente te quité lo más grande que uno puede tener.

“No me importa si tengo que pasar el resto de mi vida aquí, sí lamento todo el daño que he hecho sobre todo a Gabriel y a Patricia y a todos los familiares. Dicen que fue todo premeditado, pero no es así.

“Lo que pasó es que no pude sacar (…) para decirlo y hacerte tanto daño diciéndotelo, me metí en una bola cada vez más grande, ya sabes que con pastillas lo intentaba quitar de mi cabeza, pero no quiero excusarme".

“Lo que hice está muy mal y no hay excusas que valgan. Quiero pediros perdón a todos, sobre todo a vosotros y a Patricia.

De todo corazón, perdón.

Espero que algún día en vuestro corazón me perdonéis.

Ana”.

Artículos relacionados
Jan 24, 2019
Fiscalía de Almería solicitó prisión permanente revisable para asesina de Gabriel Cruz
Feb 01, 2019
La asesina del niño de 8 años Gabriel Cruz actuó con "frialdad estremecedora", según abogados
Noticias España Mar 01, 2019
Así es cómo el padre de Gabriel Cruz encontró consuelo en un grupo de niños con Síndrome de Down
Dec 28, 2018
Se revelan los últimos detalles de la autopsia de Gabriel Cruz. El pequeño no murió por estrangulación