Mujer es grabada llamando a la policía por una niña negra que vendía agua en la calle

Es difícil procesar que aún haya personas que discriminen, pero es algo que sucede más a menudo de lo que nos gustaría aceptar, tal y como lo hizo una mujer llamada Alison Ettel en California.

Las redes sociales continúan siendo el medio de comunicación más eficaz de estos tiempos, ya que todo lo publicado en ellas logra tal alcance que puede lograr cambios en la vida de cualquier persona.

Es por ello que un video publicado por una joven, marcó un antes y un después en la vida de sus protagonistas, Alison Ettel y una niña de 8 años 

En el corto, se puede ver a Etell al teléfono, mientras la narradora afirma que está llamando a la policía para denunciar a su pequeña prima, quien se encontraba vendiendo agua embotellada en la vía publica, frente al AT&T Park durante el partido de beisbol de los Gigantes de San Francisco.

La chica, al percatarse de lo que estaba haciendo Ettel, tomó su teléfono y la siguió, a pesar de que en un intento de evitar ser retratada, optó por esconderse tras un muro, aunque eso no impidió que la denunciante la siguiera y confrontara.

Puedes ocultarte todo lo que quieras, pero el mundo te verá, le dice la chica con gran molestia. 

Según lo reseñado por Telemundo, tras su comentario, la mujer se puso de pie y dijo:"Sí,  vendiendo agua ilegalmente, sin un permiso", y quien grababa refutó: “En mi propiedad”, para luego obtener un: “No es tu propiedad”.

A pesar de su llamada, la policía nunca apareció en el lugar y el incidente solo sirvió para poner en evidencia el racismo que aún abunda en EE.UU.

Ettel, era la CEO de una compañía que comercializa productos de marihuana para perros, pero tras la vitalización del audiovisual, la empresa tomó la decisión de finalizar su relación laboral con ella.

Su actuación causó gran indignación entre los internautas, quienes empatizaron con la pequeña de 8 años y juzgaron moralmente a la mujer por lo sucedido.

Pero no todo fue negativo, ya que la niña obtuvo una gran recompensa, cuando el usuario @Branonmusic envió a su casa cuatro boletos para que pudiera ir a disfrutar de Disneyland, según lo reportado por su prima en Twitter.

La mujer, Alison Ettel, que habló con HuffPost, dijo que "esto no tiene ningún componente racial" y afirma que solo "fingió" llamar a la policía.

Ettel le dijo a HuffPost que el incidente, que la ha dejado sintiéndose "horrible y conmocionada", comenzó porque la madre de la niña estaba "gritando". Le pidió a la seguridad del edificio que interviniera, pero dijeron que no podían hacer nada.

"Fue estúpido", dijo. "Lamento completamente haber manejado eso tan mal. Estaba completamente relacionado con el estrés, y nunca debería haberla confrontado. Eso fue un error, un completo error.

Artículos relacionados
Historias Feb 15, 2019
La verdadera historia detrás de una de las mejores películas de Hollywood, "La Dalia Negra"
Dec 25, 2018
Familia abandona a su perro en medio de la calle y el desalmado acto quedó grabado
Dec 13, 2018
La tragedia de una mujer que fue violada y falleció 17 años después, todavía espera justicia
Dec 27, 2018
Indignación por niña de 10 años que vendía dulces y fue atropellada al querer huir de inspectores