Imperio Argentina, la actriz que deslumbró a Hitler

Imperio Argentina, la elegante y coqueta artista hispano-argentina, tuvo cientos de historias de vida para contar. Pero quizás la más impactante fue cuando Hitler quedó encandilado con su presencia y la trató de conquistar.

Magdalena Nile del Río era su verdadero nombre, y conquistó a más de un hombre con su increíble talento en la actuación, el canto y el baile.

Nació en Buenos Aires, Argentina, el 26 de diciembre de 1910 pero no tardó en obtener la nacionalidad española.

Su madre era Rosario del Río, una malagueña amante de la música, del baile y del teatro que emigró a Argentina a los 14 años, y su padre, Antonio Nile, nacido en Gibraltar, era mecánico, pero también era aficionado a la música. La pareja se conoció en una fiesta en la capital argentina.

Magdalena Nile del Río, a quien sus padres llamaban Malena, empezó a cantar y a bailar desde temprana edad, especialmente porque acompañaba a su papá a los cafés que frecuentaba y podía impregnarse del ambiente artístico. 

En 1916, con 5 años de edad, ‘Malena’ debutó en el bonaerense teatro San Martín, en un festival benéfico organizado por el naufragio del vapor Príncipe de Asturias.

Su nombre artístico fue Petite Imperio por algún tiempo, pero, cuando empezó a crecer, el dramaturgo Jacinto Benavente le recomendó a su padre que viajaran a España y que su hija adoptase el nombre artístico de Imperio Argentina, por la combinación de las artistas Pastora Imperio y de Antonia Mercé, "la Argentina". De todas maneras, Malena pronto dejaría de ser “petite”.

En 1917, la joven recibió clases de música y luego se dedicó a dar conciertos en los cines de los barrios porteños con la compañía de su padre a la guitarra. La familia incluso realizó una gira nacional y por Suramérica, en 1922. Fue en su paso por Perú que conoció a Benavente y él hizo la mencionada recomendación a sus papás.

Sus primeras actuaciones en Madrid tuvieron lugar en 1924, teniendo como representante a Juanito Carcellé. Con el pasar del tiempo, viajó entre Salamanca, Madrid y Barcelona, actuando en diferentes teatros y sorprendiendo a grandes multitudes.

En 1927, Imperio Argentina fue contratada para protagonizar la película La hermana San Sulpicio, en la que también actuó su madre Rosario.

En 1928, la joven rodó Los claveles de la Virgen. Ambas películas eran mudas, pero, Malena igualmente debió cantar para darle más verosimilitud a su actuación. En los años siguientes incluso grabó películas en Alemania y París, y su fama creció.

De regreso en España, Florián Rey solicitó a la artista para filmes de temática folclórica que alcanzarían gran éxito.

Rey, que tuvo un rol importante en la carrera de Malena, se volvió su primer marido y juntos tuvieron un hijo. Ella se separó de Florián Rey porque la maltrataba y, años después, su hijo se quitó la vida tempranamente porque su novia lo dejó.

De su relación con el escritor Joaquín Goyanes nació su segunda hija, Alejandra, quien le dio cinco nietos a Imperio. Alejandra también murió.

SU RELACIÓN CON HITLER

En 1937, en una visita a Cuba, Malena fue invitada a Alemania por su gobierno. Allí conoció a Adolf Hitler, quien le sugirió entonces que interpretara una biografía de Lola Montez, la aventurera y bailarina irlandesa.

No obstante, el proyecto no se realizó, pero Imperio sí rodó en 1938 una versión española de Carmen de Prosper Mérimée, titulada Carmen, la de Triana.

La protagonista de La hermana San Sulpicio no se acostó con Adolfo Hitler, como se rumoreó en su momento.

“En mi vida ha habido muchos hombres, pero sólo me he acostado con ellos por amor, y de ello hablo largo y tendido en el libro (Malena Clara). Si Hitler me hubiera gustado, también me habría ido a la cama con él”, confesó la actriz a El País en 2001.

“Me mandó muchos regalos, sobre todo flores, y me respetó. Creo que saqué de él la parte buena”, explicó.

Pero aunque le conocía, no estuvo de acuerdo con sus actos atroces.

“Posiblemente estaba enamorado de mí. Se le veía muy macho. Hizo cosas terribles. Mandó matar a mucha gente, personas inocentes. Por eso quería marcharme de Alemania”, dijo Nile del Río a ABC en 2001.

Luego de la violenta 'Kristallnacht' ('Noche de los cristales rotos', en español) ella huyó de Alemania.

“Recuerdo bien 'La noche de los cristales rotos', con el ruido terrible que hacían al romper los escaparates de las tiendas judías. A la mañana siguiente fui a ver a mi sombrerera, judía, que vivía a dos calles del hotel. La tienda estaba destrozada, y dentro encontré a ella y a su marido muertos; se habían metido el tubo de gas en la boca”, explicó.

Su presunta relación con Hitler incluso la hizo blanco de ataques en Nueva York.

“En 1952, cuando actué en el Carnegie Hall de Nueva York, algo que de las folclóricas sólo conseguimos Raquel Meller y yo, hubo protestas delante del teatro; unos hombres-sandwich con cartelones: ‘No pasen. Aquí actúa la querida de Hitler’.”

Sus actuaciones igualmente fueron exitosas y Malena siguió adelante con su vida.

Durante la mayor parte de su vida, Imperio se dedicó a trabajar y a hacer arte. Se dio un largo descanso de 24 años y, en 1992, regresó a los escenarios para actuar en un espectáculo de copla española, con motivo de la Exposición Universal de Sevilla. Una década después, la cantante, bailarina y actriz murió haciendo lo que más le gustaba.

Era el 22 de agosto de 2003 cuando Imperio Argentina estaba en casa de una de sus nietas cantando Échale guindas al pavo, su viejo éxito. De pronto, enmudeció, falleciendo repentinamente. Fue enterrada dos días más tarde en Benalmádena, Málaga.

Artículos relacionados
twitter.com/Academiadecine
TV May 20, 2019
Murió la actriz Analía Gadé, musa de la Transición, a los 87 años
TV Apr 22, 2019
Fallece Amelita Vargas, famosa actriz y bailarina cubana, a los 91 años
twitter.com/Vertele
TV Jul 02, 2019
Pastora Vega: 10 curiosidades sobre la increíble vida de la actriz
twitter.com/FormulaTV
TV Jul 09, 2019
Lola Flores: una vida de excesos, pasión y éxitos